Compostaje, ¿qué es la gestión de residuos orgánicos?

El compostaje es un proceso mediante el cual se recupera materia orgánica de los residuos domésticos o industriales para ser utilizado como fertilizante agrícola o para poner solución a los problemas medioambientales ocasionados por los propios residuos. Es una palabra de origen latino, compositus, que significa poner junto.

Según establece la ley 10/1998, de 21 de abril, (BOE nº 96 de 22/4/98) y también la directiva de la Comunidad Europea CEE 75/442, se define «residuo» a «cualquier sustancia u objeto del cual el poseedor se desprenda o tenga la intención u obligación de desprenderse.

COMPOSTAJE INDUSTRIAL

Para asegurar la calidad del compostaje es necesario controlar el contenido y mezcla de las materias orgánicas. Si se procesan juntos varios tipos de residuos deben mezclarse completamente. Este proceso debe realizarse con máquinas para el compostaje adecuadas, que permitan lograr un equilibrio entre carbón y nitrógeno, distribuyendo la humedad homogéneamente a lo largo de la pila y asegurando una correcta distribución del oxígeno.

Para esto es necesario contar con un buen asesoramiento. Hemos visitado algunas páginas de internet para obtener información sobre los tipos de máquinas que hay en el mercado y  en Internaco Medioambiente encontramos una muy buena opción ya que no solamente ofrecen asesoramiento completo sino que además ofertan máquinas en alquiler por cortos espacios de tiempo.

LOS ORÍGENES DEL TRATAMIENTO DE RESIDUOS

En el paleolítico los humanos excavaban agujeros (lo que hoy serían vertederos) en las inmediaciones de los asentamientos donde se depositaban los residuos orgánicos (no había otro tipo de residuo). Con el advenimiento de las ciudades y la complejización de las actividades comunitarias la solución práctica era deshacerse de la basura orgánica llevándola mas allá de las murallas y lugares de convivencia. Los agricultores que entraban a las ciudades para vender sus productos frescos lo hacían con el compromiso de recoger las basuras y residuos que luego utilizaban para el cultivo de sus campos. Este sistema de recolección y tratamiento se intensificó con el crecimiento de las ciudades y se ha mantenido de hasta nuestros días.

COMPOSTAJE EN LA  ACTUALIDAD

Los sistemas económicos de las diferentes regiones y países utilizan sus recursos naturales para satisfacer las necesidades de la población y generar bienestar en la sociedad. Pero el elevado consumo ejerce presiones ambientales como el agotamiento de los recursos no renovables u otros impactos asociados que tienen como resultado las altas emisiones contaminantes que van al agua, el aire y el suelo. La problemática se extiende a todos los países y regiones del mundo

Funcionamiento de una planta de compostaje - Reciclamas

CONTAMINACIÓN AMBIENTAL

Se ha estimado que aproximadamente el 0,75% del PIB de la Unión Europea corresponde a la gestión y el reciclado de residuos (EC, 2009).

El sector del reciclado presenta una facturación estimada de 24.000 millones de euros en Europa  y emplea a medio millón de personas. Así pues, la UE cuenta con alrededor del 30% de las ecoindustrias del mundo y con el 50% de las  industrias de residuos y reciclado (EC, 2007).

Los residuos generados por la actividad humana suponen un grave problema con soluciones muy complejas para su erradicación.  En el año 2010 la generación de Residuos Sólidos Urbanos fue de aproximadamente 1.300 millones de toneladas al año. Un estudio del Banco Mundial advierte que para el 2025 esa cifra puede aumentar a 2.200 millones de toneladas. Las Naciones Unidas han advertido que la Biodiversidad, el Cambio Climático y el Ciclo del Nitrógeno han pasado las líneas rojas y pueden entrar en dinámicas aceleradas de degradación.

Esta sobreexplotación de los recursos naturales está impulsada por nuestras pautas de consumo y producción. Cuanto mayor es el consumo, mayor es la necesidad de producción y a mayor producción, mayor generación de residuos.

Sin embargo, también hay buenas noticias ya que estos residuos bien administrados pueden aportar valor añadido a las economías de cada región. Cada vez mas, las políticas ambientales de la UE obligan a reutilizar y reciclar los residuos industriales, una situación que debería ayudar a cerrar el ciclo de producción de materiales derivados de los diferentes tipos de residuos, no solamente orgánicos. Una buena gestión de estos residuos reduce los impactos ambientales y ofrece oportunidades económicas.

«Cuanto mas forraje mas carne.

Cuanta mas carne mas estiércol.

Cuanto mas estiércol, mas grano».

Barón Justus Von Liebig

In this article

Join the Conversation